José Santiago Muñetón Ríos1

¿Qué es la querella?
La querella es, junto con la denuncia, la petición especial y el actuar de oficio1, uno de los medios a través de los cuales la ciudadanía da a conocer a la Fiscalía General de la Nación la aparente comisión de un delito (técnicamente llamado noticia criminal).

Esta comunicación busca poner en movimiento el aparato judicial, con el propósito de que se investigue el hecho y, de ser el caso, se juzgue dicho actuar de conformidad con las leyes penales vigentes.

A través de dicha noticia criminal, el Estado por intermedio de la Fiscalía da inicio al proceso judicial y realiza las investigaciones pertinentes para llevar a cabo la persecución penal.

¿Cuáles son los requisitos de la querella?
Según el artículo 69 del Código de Procedimiento Penal:

a. La querella puede realizarse de manera verbal, escrita o por cualquier medio que permita identificar al autor.

b. Día y hora de la presentación de la misma.

c. Relación detallada de los hechos que dan lugar a la querella.

Adicional al contenido anterior, el funcionario que reciba la querella deberá realizar advertencia al querellante de que la falsedad de la misma implica responsabilidad penal. Así mismo, es menester mencionar que la denuncia solo podrá ampliarse por una vez y que los escritos anónimos sin sustento probatorio se archivarán.

Hay que dejar claro que en cada uno de los delitos que requiere de la querella, es necesario realizar previamente una conciliación que será realizada por el fiscal, centro de conciliación o un conciliador reconocido como tal; de cualquier manera, el acta en donde quede registrada la misma, será enviada al fiscal, quien archivará el caso si la conciliación fue exitosa o procederá con el proceso en caso de no haberlo sido.

¿Quién está legitimado para querellar?
Por regla general, la querella debe ser presentada por la víctima del delito (también conocido como querellante legítimo). No obstante, la ley permite unos casos de excepción:

  • En caso de ser incapaz o tratarse de una persona jurídica, la realizará su representante legal.
  • En caso de haber fallecido, serán sus herederos los encargados.
  • Cuando la víctima esté imposibilitada de formular la querella, no tenga representante legal o este haya participado en el delito, podrá realizarla el Defensor de Familia, el agente del Ministerio Público o los perjudicados directos.

Además de las excepciones, la ley consagra unos casos especiales, tales como:

  • Puede formularla el Procurador General de la Nación, cuando se afecte el interés público o colectivo.
  •  En el caso del delito de hurto que el querellante legítimo se encuentra imposibilitado física o mentalmente, podrá ser instaurada por el funcionario de policía que haya tenido conocimiento del hecho.

¿Cuáles son las conductas punibles que requieren querella?
El artículo 74 del Código de Procedimiento Penal consagra todas las conductas punibles que son objeto de noticia criminal a través de la querella, a manera de ejemplo encontramos algunos de los más recurrentes:

  • Abuso de autoridad por acto arbitrario e injusto (C. P. artículo 416);
  • Lesiones personales sin secuelas que produjeren incapacidad para trabajar o enfermedad sin exceder de sesenta (60) días (C. P. artículo 112 incisos 1o y 2o); lesiones personales con deformidad física transitoria (C. P. artículo 113 inciso 1o); lesiones personales con perturbación funcional transitoria (C. P. artículo 114 inciso 1º); lesiones personales culposas (C. P. artículo 120);
  • Injuria (C. P. artículo 220); calumnia (C. P. artículo 221);
  • Hurto simple cuya cuantía no exceda de ciento cincuenta (150) salarios mínimos mensuales legales vigentes (C. P. artículo 239 inciso 2o);
  • Estafa cuya cuantía no exceda de ciento cincuenta (150) salarios mínimos mensuales legales vigentes (C. P. artículo 246 inciso 3o);
  • Daño en bien ajeno (C. P. artículo 265), entre otros.

Adicional a lo anterior, es necesario mencionar que no se requiere querella para iniciar proceso judicial respecto de casos de flagrancia o en los cuales la víctima sea menor de edad, inimputableo se refieran a presuntas conductas punibles de violencia contra la mujer.

¿Contra quienes se extiende la querella?
La querella se extiende de derecho contra todos los que hubieren participado en el delito. La ley consagra esta aclaración de la extensión de la querella, es decir, que para los casos en los cuales se conociere más sospechosos de los que inicialmente se pensaban que cometieron el delito, la querella opera en contra de estos también; la querella se extiende durante el procedimiento penal o aun después, sin que fuere necesaria una nueva querella. (Manzine, s.f. p. 171)

¿Cuál es el término de caducidad de la querella?
La querella debe presentarse dentro de los seis (6) meses siguientes a la comisión del delito. Pero en los casos en que el querellante no puede presentarla por fuerza mayor o caso fortuito, estos 6 meses serán contados desde que cese la situación que se lo impide. La caducidad se refiere al vencimiento de un tiempo en que se tenía la oportunidad de promover una acción, es decir, el vencimiento de un plazo en que se debió realizar una determinada actuación. Así las cosas, la caducidad de la querella es uno de los problemas más recurrentes en el sistema penal, pues muchas veces el querellante legítimo que vimos anteriormente toma una actitud pasiva ante el delito, comúnmente movilizado por la falta de fe en la justicia del Estado.

El propósito de la caducidad de la querella, es generar seguridad jurídica para evitar que el sujeto que realiza el delito pueda verse investigado en cualquier momento de su vida por la negligencia del Estado en realizarlo de manera oportuna.

¿Cómo opera el desistimiento de la querella?
El querellante puede renunciar a la noticia criminal de manera verbal o por escrito, en cualquier momento previo al inicio del juicio oral. La ley divide en 2 el procedimiento de dicho desistimiento de la siguiente manera:

1. En caso de desistir antes de presentarse el escrito de acusación, la Fiscalía verificará la efectiva voluntad libre de vicios del querellante de renunciar a la noticia, para poder archivar el caso.

2. Si ya se hubiere presentado el escrito de acusación, será el juez de conocimiento del caso quien determinará si acepta o no el desistimiento, luego de escuchar a las partes. De cualquier manera, el desistimiento cobijará a todos los involucrados en la conducta y no habrá lugar a retractarse de tal renuncia.

Referencias
República de Colombia. Congreso de la República. Ley 906 de 2004. “Por medio del cuál se expide el Código de Procedimiento Penal en Colombia.” Versión digital disponible en: http://www.secretariasenado.gov.co/senado/basedoc/ley_09060_204a.html. (octubre de 2018)

República de Colombia. Congreso de la República. Ley 599 de 2000. “Por medio de la cual se expide el Código Penal en Colombia”. Versión digital disponible en: http://www.secretariasenado.gov.co/senado/basedoc/ley_0599_2000.html. (octubre de 2018)

1. Actuar de oficio, significa que el Estado conoce de la ocurrencia de un hecho que es ilícito a través de la Fiscalía. Se diferencia de las demás noticias criminales, en que no interviene ningún tercero que comunica el hecho, como sí lo hay en el caso de la denuncia o la querella; en el actuar de oficio entonces, el fiscal actúa por convicción.
2. El inimputable es aquél sujeto que no responde por un delito cometido debido a que: i) no tiene las capacidades de comprender que lo hizo es ilícito, o; ii) teniendo dichas capacidades, no puede controlar la conducta.
*El presente ABCES fue elaborado con la asesoría del docente Luis Alberto Arango Vanegas.
** Estudiante de octavo semestre de la facultad de derecho de la Universidad CES. Correo electrónico: muneton.jose@uces.edu.co

Cerrar menú